Una de las cosas que encuentro más cómodas a la hora de viajar en Ibiza es que la isla no es muy grande, con una moto es suficiente para poder ver cada rincón, y te ahorras muchos problemas de aparcamiento y puedes aprovechar más el tiempo en la isla. Ibiza 2016.