Después de perdernos gracias al señor Google llegamos al paraíso Cova des Pardals donde encontrareis el agua más cristalina de la isla. MUY TOP.